TRAJES DE FLAMENCA

Colección Cruzando Fronteras

Trajes de flamenca El Ajolí

Los trajes de flamenca de la marca onubense El Ajolí son diferentes. En nuestra web puedes ver algunos de nuestros diseños flamencos más exitosos.

Pepe Jiménez ha conseguido que sus trajes tengan un sello propio y sean fácilmente identificables: respetan la tradición del vestido clásico, pero a la vez son originales e innovan.

Este diseñador contribuyó enormemente a que se considerara el traje de flamenca como lo que es hoy: el único traje regional al que le afecta la moda de cada temporada. Y cada vez más.

No dejes de visitar nuestras colecciones de moda flamenca. Seguro que en El Ajolí encuentras el tuyo.

¿Qué es un traje de flamenca?

Los trajes de flamenca, también llamados trajes de gitana o trajes de faralaes, son las prendas que utilizan las ‘bailaoras’ de flamenco para sus bailes, además de constituir una de las señas de identidad del flamenco, una de las expresiones culturales más importantes del mundo.

Se caracterizan por su vistosidad y colorido. Son vestidos largos y entallados, que generalmente llegan hasta el tobillo. Uno de los elementos típicos de estos trajes son los volantes, que se cosen tanto en las faldas como en las mangas.

Los diseños suelen ser alegres, con mucho color. Se pueden hacer tanto diseños lisos como estampados, siendo los más típicos los de lunares.

Se complementan con un mantón, que se puede llevar de muchas maneras, aunque lo clásico es colocarlo sobre los hombros. La manera de recogerse el pelo también es típica. Se suele llevar un recogido adornado con flores, peinetas o peinecillos.

Historia del traje de flamenca

Estos trajes eran usados al principio por las mujeres gitanas. Más tarde se popularizaron como trajes típicos andaluces. Se usan para ir a las ferias típicas y romerías que se celebran en la mayoría de las ciudades, pueblos y aldeas andaluzas, aunque también en otras muchas comunidades e incluso países. Sobresale El Rocío en Huelva y la Feria de Abril de Sevilla, donde los trajes de gitanas ocupan un lugar privilegiado, formando parte del paisaje y dotando a este de una especial vistosidad.

Estos atuendos cambian con la moda. Cuando hubo tiempos de bonanza, en los años 60 y 70 en España, los trajes de flamenca se llevaban cortos, se dejaba ver media pierna e incluso la rodilla. Después volvió a su largura tradicional, por los tobillos.